Los pájaros

Cuando Jesucristo tenía cuatro años los ángeles le trajeron juguetes de oro, que ningún hombre jamás había comprado o vendido.
Y aún con estos Él no jugaría. Él le hizo una pequeña ave de arcilla, y los bendijo hasta que salieron volando: Tu creasti Domine
Jesucristo, Tú, niño tan sabio, bendice mis manos y llena mis ojos, y lleva mi alma al paraíso.

 

traducción: HM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *