Nosotros, refugiados

Vengo de un lugar musical donde me disparan por mi canción, y mi hermano ha sido torturado por mi hermano en mi tierra.

Vengo de un lugar hermoso donde odian mi sombra de piel, no les gusta el modo en que rezo y prohíben la poesía libre.

Vengo de un lugar hermoso donde las chicas no pueden ir a la escuela, allí te dicen en qué tienes que creer y aún los más jóvenes deben crecer barbas.

Vengo de un viejo bosque grandioso, pienso que ahora es un campo y la gente que una vez conocí no están ahora allí.
Todos podemos ser refugiados, nadie está seguro, todo lo que requiere es un líder loco, o que no llueva para traer comida, todos podemos ser refugiados, a todos nos pueden echar, podemos ser odiados por alguien por ser alguien.
Vengo de un lugar hermoso donde cada año fluye el valle y cada año el huracán nos dice que debemos continuar moviéndonos. Vengo de un ancestral lugar, toda mi familia nació allí y me gustaría ir allí pero realmente quiero vivir.
Vengo de un lugar soleado, arenoso, donde los turistas van a broncearse y a los traficantes les gusta vender armas, sólo no puedo decirles cuál es el precio.
Me han dicho que no tengo patria ahora, me han dicho que soy una mentira, me han dicho que los libros modernos de historia pueden olvidar mi nombre.
Todos podemos ser refugiados, a veces sólo lleva un día, a veces sólo un apretón de manos o un papel firmado. Todos venimos de refugiados, nadie simplemente apareció, nadie aquí sin una lucha, ¿y por qué deberíamos vivir con miedo del clima o los problemas? Todos vinimos aquí de algún lugar.

 

traducción: Hugo Müller

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *