Aguante, gato

por compañeros del Cardenal Newman

Querido Mauricio, la mezcla de barrabravas, torturadores e imbéciles que componemos tu público cautivo, te saludamos. Vamos a respirar profundo y recuperar algo de felicidad con Sri sri. Nos vamos en un tour al Himalaya para huir un poco de lo que está pasando en Argentina. Nuestros asesores económicos y militares nos advierten que las cosas se están pudriendo en serio. Ya se está generando un desocupado cada tres minutos y eso no es conveniente para la paz social. Sabemos que cumpliste con tus promesas, y nos diste más de lo que te pedimos, pero tal como viene la mano con la bicicleta financiera y la fuga de divisas que armamos, la plaza se quedó seca y el dólar se está yendo al carajo. A esto agregale que el consumo está más planchado que los trajes de Mirtha Legrand, y que a la inflación no la para nadie. Es un momento divino para escaparse un rato (¿qué son seis meses en una vida chocha y prolongada como la que nos queda?), y hacer algo con toda la guita que recaudamos en tu fantástico gobierno. Sabes que contás con nuestro apoyo y con las redes solidarias del Cardenal Newman. Te avisamos que ser presidente no era joda, hay que poner la caripela todo el tiempo y eso es jodido. Es un laburo full-time, algo a lo que vos siempre le esquivaste el bulto, y justo cuando estás por entrar a esa edad que se necesita tiempo para uno mismo, te embarcás en esta maravillosa aventura de Cambiemos. Hasta aquí te la arreglaste bárbaro pero ya el panorama social se presenta turbio. ¿No te alcanzó con ser Jefe de Gobierno, y que tantos peronchos y progres hayan venido al pie, a saludarte como un gran señor y capo, encima habiendo sido presidente de Boca? Tu biografía estaba perfecta, ibas a ser alguien muy querido y admirado. No sea que ahora tengas que dar un volantazo y estrellarte contra la multitud cual yihadista confundido. No somos quién para darte consejos, sabemos que tenés a Durán Barba y a unos cuantos personajes inteligentes rondándote (ahora no me acuerdo de ninguno pero debe haber muchos, nadie llega ahí donde estás así nomás, ¿o sí?), de una u otra forma, ya nos vas a llamar si necesitas nuestra opinión para algo. Toma nuestras palabras de manera abierta, alegre, creete lo de Luismi que sos Mandela, tenés a la gente de Moyano el Viejo y Momo, el muerto (y Barrionuevo, que no aparece ya en la escena, opacado su protagonismo por las simiescas presentaciones de su esposa en televisión) que seguramente te van a defender cuando las huestes kirchneristas pretendan colgarte. Y lo más importante de todo, las fuerzas de Pato Bullrich están a tu favor y Donald ya te dijo que siempre te tirará un salvavidas si nuestros asuntos se ponen riesgosos con este populismo de la cretina que amenaza con volver. Por todo ello, querido Mauricio, te decimos, aguante Gato,

Tus compañeros del Newman sin cargo en el gobierno

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *