Hablemos de abuso infantil, Macri

(Agencia Maldita Realidad)

No podemos esquivarle el bulto y girar la cabeza y mirar para otro lado. Las verdades que está construyendo el gobierno PRO son fantásticas, y vale la pena encararlas de frente. E invitaciones como la que hizo nuestro querido presidente en la campaña que promueve el “día mundial para la prevención del abuso infantil” (genial, lo hacemos un día y el resto del año los abusamos como queremos y no prevenimos un carajo). “Hablemos del abuso infantil” -propuso Mauricio, y claro, nadie como él, un eximio conocedor del abuso infantil, materia y área de conocimiento en la que es un experto, sólo superada por mecanismos de lavado de dinero y apertura de cuentas offshore, en eso parece que es el mejor del mundo. Nadie lo supera y nadie podría hablar con él de igual a igual de estos temas, ni siquiera el mismísimo Trump, o sus colegas y asesores Grindetti y Melconian. Hablemos de abuso infantil, Mauricio, de los menores de edad que esclaviza tu mujer Awada en sus talleres textiles, de los millones de niños pobres que se quedaron sin el pan y sin la torta con tus políticas económicas, de los miles que han abandonado la escuela obligados a salir a trabajar, que en su contexto equivale a delinquir, para mantener sus ranchos y sus familias. ¿Es que no te diste cuenta todavía de que los pibes chorros aumentaron un 5.000% durante tu gestión? Vos dirás, al menos estoy creando fuentes de trabajo genuinas… Nadie te va a responder o criticar por eso, tranquilo.

Resultado de imagen para niños pobres con Macri

Resultado de imagen para niños pobres con Macri

Sigamos hablando de abuso sexual infantil. Justo el otro día salió una foto tuya en un diario mexicano donde aparecías en el lugar de un pederasta peligroso, ¡oh casualidad! Eso pasó inadvertido, por supuesto no apareció en la TV pública ni en Clarín o Nación, pero sí en Rusia Today y otros medios asombrados por tu aparición allí. Ser famoso está bueno pero no como un abusador, tendrías que hacerle juicio al diario, Mauricio. Volviendo a “cosas concretas”, como decía el querido David Viñas, tenemos que seguir mencionando los abusos infantiles cometidos en menos de un año que llevas de presidente. El ciberbullying es una forma de abuso infantil, y está muy de moda en Argentina, el apoyar la mano en la cabecita de púberes indigentes también es considerado abuso infantil, sobre todo cuando después te lavas bien la mano y el niñito sucio que tocaste vuelve a merodear los basureros o el río contaminado. Abuso infantil es reducir los cupos de la escuela pública, como estás haciendo en todos lados; es obligar a los niños a acudir a escuelas infectadas o asoladas por la falta de presupuesto; es quitarles el Futbol para todos, robándoles ilusiones a millones de cracks de los potreros de las villas. También es abuso infantil tener a Mirta Legrand y Jorge Lanata como tus principales comunicadores, monstruos que pueden asustarlos hasta desenlaces fatales. Creo que todo eso es abuso infantil, y de eso deberíamos hablar, Macri.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *